Guillermo Gómez Brenes. Puente



¡Cómo llegar a tu alma sin un puente
de aéreas alas para tal altura!
Pájaro que llevara sabiamente
mis pedazos de fuego a tu alma oscura.
¡Cómo darte mi sangre incandescente
que es un infierno casi de locura,
si estrecho no hay, ni paso que alimente
mis pies desnudos sin arquitectura!
No lloraré jamás tal coyuntura,
aunque la fuerza de mi sangre aliente
tristeza grande de esa desventura.
Si muriese mi amor tan fácilmente,
estaría empinado inútilmente
queriéndome alcanzar en tu estatura.

1930

mir-es.com
20 04 2010